2 feb. 2012

Yo no fui, lo juro.


Hola, soy yo. Que sigo viva. En serio.


Esta mañana han venido dos señores a mi casa a decirme que si seguía sin darle de comer al canario, la iba a palmar. Yo a pesar del desconcierto y de que estaba en bragas, conseguí balbucear que no, que yo canario no tenía, que en tal caso un ordenador, pero que yo lo cuido mucho. 

Todo esto levantando las manos como si me fuera una inocente a punto de morir. 

Resulta que al final no, que se habían equivocado, que lo del pájaro era en el 2ºB,  que lo mío era un blog. Les dije que "sí hombre, sí, soy yo, encantada, ¿queréis pasar a tomar un café o unos gin tonics? 

Al final se fueron sin tomar nada, pero se dejaron aquí a un tío que habla muy raro y me apunta a la cabeza con algo negro mientras señala el teclado. Yo creo que quiere jugar al pinball



Yo hoy tenía los ojos llorosos. Me han venido preguntando cosas como "¿Tía, estás bien? ¿Qué te pasa?",  "Oye, tienes cara rara, ¿va todo bien?". Tuve que sacar a flote a La Hierbas que hay en mí para respirar hondo antes de gritarles: "ES EL VIENTO, MAMONES. Y LA OLA DE FRÍO DEL AVERNO, QUE ES TRENDING TOPIC EN MI NARIZ." 



Yo os aconsejo que si después de decir estas cosas seguís teniendo amigos, os encerréis en casa a beber té como si no hubiera un mañana. Y en el caso de que no os guste el té, daos al onanismo

1 comentario:

  1. El blog no es lo único que tienes abandonado y olvidado. GUIÑO-GUIÑO. BOFETÓN A LO GILDA

    ResponderEliminar